La catedral y el bazar

La catedral y el bazar es un artículo publicado originalmente en 1998. Su autor, Eric Raymond, relata la experiencia que tuvo en el desarrollo de software de código abierto.

¿A que se refiere la catedral y el bazar?

Es una analogía sobre la diferencia que existe entre estilos de desarrollo open-source y el privado. Menciona que el modelo catedral, que se refiere a la mayoría de los desarrolladores de software comercial, contra el modelo de bazar, que es utilizado por Linux.

Modelo de catedral

La apariencia que tiene el estilo de desarrollo catedral es una analogía a la manera de construir catedrales. Eric mencionaba que para él, un buen software parecía como si construyeran una catedral: un montón de genios trabajando a puerta cerrada en un magnífico e impecable proyecto, donde nadie puede ver lo que se está haciendo hasta que el proyecto esta terminado y libre de errores.

Modelo de bazar

En contraparte, tenemos el modelo de bazar. En lugar de pasar mucho tiempo desarrollando, se hacen lanzamientos muy rápidos y muy a menudo. Esto genera que haya muchas actualizaciones y que se pueda ir construyendo cada vez más. Se asume que los errores parecieran ser evidentes cuando se exhiben a otros desarrolladores (potencialmente miles). Muchas cabezas piensan mejor que una.

Eric Raymond

La postura que mantiene Eric parece estar totalmente a favor del código abierto. Encuentra tantas ventajas que lanzo sus proyectos personales al mundo open-source. Copió la manera en que funcionaba Linux, que tanto le entusiasmaba y lanzó popclient, que cambió de nombre a FetchMail, ahora siendo un proyecto de software libre. Se trataba de un cliente de correo que facilitaba la interacción que existía con los correos. A ojos de la actualidad, FetchMail estaba ahí para facilitar al mundo la interacción con los correos.

¿A donde van todas estas historias y posturas?

En pocas palabras, Eric propone que el software libre debería triunfar sobre el software generado por empresas privadas. Menciona que las comunidades de software libre deben tener más fuerza que cualquiera de esas empresas, ya que tienen un mayor potencial para generar software en cuanto a calidad, tiempo y alcance. ¿El problema? Para mí, con lo que he estado leyendo, no existe como tal la cultura de hacer público el software y de permitir que todo el trabajo de algunos pueda ser usado por todos. Eric puede derribar este argumento de una manera sencilla: el busca el reconocimiento que se hace a estas personas, los desarrolladores, quienes en su experiencia, mientras mayor es el reconocimiento que obtienen, mayor es la aportación que hacen.

Principalmente el artículo parece una protesta y propuesta que debería hacer pensar a más de alguno sobre lo que significa realmente hacer software y para que es.

Para quienes deseen leer el artículo, leer comentarios o contactar con Eric Raymond, aquí esta su página web: página web de Eric Raymond

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s